¿Cuál es mi siguiente paso para tener un montón de dinero? ~ Abraham-Hicks

¿Cuál es mi siguiente paso para tener un montón de dinero? ~ Abraham-Hicks

–Mi próxima pregunta es ¿cuál es mi siguiente paso para tener un montón de dinero?

–Ojalá y te cases con alguna súper rica!

Aquí está la cosa. Estás comprendiendo que el siguiente paso es siempre el mismo?: entra al vórtice! ¿Estás comprendiendo que no sólo es el siguiente paso, es el único paso que tenemos? ¿Casi no valían la pena los $195, verdad? Eso es todo lo que tenemos, sólo entra al vórtice, porque cuando tomas el tiempo para alinearte, te conviertes en un componente cooperativo y todos los componentes cooperativos comienzan a revelarse ante ti.

Grandiosa avalancha de amor y apreciación ~ Abraham-Hicks en español

Grandiosa avalancha de amor y apreciación ~ Abraham-Hicks en español

–¡Hola! Te quiero Abraham! Quiero a Jerry, quiero a Esther, quiero a todo tu equipo! Y muchísimas gracias por todo!

–Estamos todos juntos en esto, ¿no es así?

–En mi vida, personalmente desde que te encontré hace 3 años, disfruto muchísimo de tus procesos, la rueda del enfoque, y especialmente he estado disfrutando de dos de ellos, específicamente dos procesos … La avalancha de apreciación es sumamente asombrosa cuando te estás sintiendo en las nubes.

3 cosas para que tu vida se dispare ~ Abraham-Hicks en español

3 cosas para que tu vida se dispare ~ Abraham-Hicks en español

La siguiente pregunta es ¿cuáles son las 3 mejores cosas que puedas compartir con todos que cause que la vida de uno se dispare?

-Se dispare, quieres decir … ?

-Que se eleve, que se levante …

-La razón que estamos preguntando es porque en muchos de ustedes, mediante el contraste, su vida se disparó, solo que ustedes no fueron. Entonces cuando tú dices que se dispare, asumimos que quieres decir que cause que te alinees con quien has llegado a ser.

-Correcto, sí así es.

30 días para tus sueños ~ Abraham-Hicks en español

30 días para tus sueños ~ Abraham-Hicks en español

Mientras Jerry y Esther conducían para acá ayer, ellos condujeron desde Chicago, y tuvieron sorprendentemente, un tráfico abierto de par en par hasta que llegaron a las afueras de la ciudad y mientras estaban sentados allí, el trafico no se estaba moviendo en absoluto, se sintieron incómodos porque tenían una cita con unas personas a una hora determinada.

Y a medida que el tráfico se detuvo completamente se sintieron agitados, pero cuando empezaron a moverse, Esther estuvo conduciendo a 70 millas por hora por gran parte del camino desde Chicago hasta aquí y ahora estaba yendo a cero millas por minuto lo cual se sentía incómodo. Ahí el tráfico empezó a aflojarse un poquito y ahora ella está yendo a 10 millas por hora y sintió alivio. O sea, 10 millas por hora es mucho mejor que cero MPH.

Pin It on Pinterest